California arranca el año con la legalización de la venta de marihuana con fines recreativos