Cambio climático: la UE entrega un fondo a países en desarrollo

De cara a la Cumbre de Copenhague, los 27 líderes europeos asistirán con 7200 millones de euros hasta 2012 a naciones pobres para cambiar su infraestructura contaminante
(0)
11 de diciembre de 2009  • 17:29

COPENHAGUE.- La Unión Europea (UE) se comprometió hoy a destinar 7200 millones de euros (unos 10.000 millones de dólares) para que los países en desarrollo puedan tener una infraestructura adecuada para enfrentar el cambio climático entre 2010 y 2012.

En tanto, en Copenhague se discuten los nuevos objetivos post Protocolo de Kyoto para la reducción de emisiones contaminantes en el mundo. El premier sueco, Frederik Reinfeldt, indicó en Bruselas durante la conferencia de prensa que puso fin a la cumbre europea sobre el cambio climático que se recogieron contribuciones voluntarias de los 27 países miembro, pero China dijo que ese no era el camino y exigió soluciones de largo plazo.

Hoy se presentó un borrador oficial de acuerdo mundial sobre el clima en Copenhague. El borrador, que fue difundido, prevé limitar el aumento de la temperatura del planeta en 1,5 C o 2,0 C.

El total de las ayudas, de acuerdo a lo señalado, es de 2400 millones de euros al año, para un total de 7200 millones en tres años de referencia (2010, 2011 y 2012).

Así la UE se hará cargo de un tercio del fondo conocido como "fast start" (comienzo rápido) destinado a ayudar a los países en desarrollo y que se estima en 21.000 millones de euros en tres años.

El presidente de la Comisión Europea, José Manuel Durao Barroso, sostuvo que el resultado de las contribuciones voluntarias europeas "va más allá de las mejores expectativas". En igual sentido, el premier británico, Gordon Brown, indicó: "Podemos asegurar que pondremos a disposición los fondos" y subrayó que este compromiso demuestra "cuán serio" es el empeño europeo contra el cambio climático.

La UE confía en que la contribución "total" de los países desarrollados será superior a 21.000 millones de euros en los próximos tres años. Los gobernantes de la UE mantendrán una reunión informal "de concertación" el jueves próximo en Copenhague, en el marco de la cumbre sobre cambio climático en la capital danesa.

Los últimos dos días de la conferencia de Naciones Unidas sobre el cambio climático serán decisivos para alcanzar un acuerdo político sobre la reducción de los gases causantes del efecto invernadero.

Tratado vinculante. La UE se propone lograr un "tratado vinculante preferiblemente para los primeros seis meses" del 2010. Otro punto que debe ser consensuado en la cumbre de Copenhague es el paso del 20 al 30% del objetivo de reducción de dióxido de carbono en el 2020 con respecto a 1990.

Por ahora, la UE decidió proceder de modo unilateral y vinculante con un 20%, mientras que para llegar al objetivo del 30% espera la iniciativa de los otros socios mundiales.

En tanto, un documento oficial surgido de los trabajos técnicos de la primera semana de la cumbre de la ONU sobre el clima en Copenhague, que representa una base para los trabajos ministeriales y de los jefes de Estado, prevé una reducción de las emisiones también para los países en desarrollo.

El primer borrador oficial del tratado que se negocia en la cumbre del clima en Copenhague, de acuerdo a lo indicado por fuentes de las delegaciones, establece que los países industrializados recortarán sus emisiones de gases entre un 25 y un 40% hasta 2020 y un 50% hasta 2050.

Recorte. Los países industrializados recortarán sus emisiones entre un 25 y un 40 por ciento hasta 2020, según se prevé en el primer borrador oficial del tratado que se negocia en la cumbre sobre cambio climático Copenhague, criticado por varias naciones en desarrollo.

Para los países en vías de desarrollo, el borrador contempla una disminución de las emisiones de entre un 15 y un 30 por ciento hasta 2020 en comparación con el nivel de emisiones que habría si no se hubiesen introducido medidas de protección climática.

El texto incluye también objetivos a largo plazo, según los cuales todos los países juntos deberán lograr una reducción de entre un 50 y un 95 por ciento de las emisiones de gases de efecto invernadero para 2050. En este mismo periodo los países industrializados deberían recortar sus gases contaminantes entre un 75 y un 95 por ciento.

De acuerdo con el documento elaborado por un grupo de trabajo de las Naciones Unidas, el objetivo perseguido con tales medidas es evitar un aumento de la temperatura media global de máximo 1,5 a 2 grados centígrados.

ADEMÁS

MÁS leídas ahora

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.