Cien días difíciles para Putin

Jim Heintz
(0)
18 de agosto de 2012  

MOSCU.– El veredicto contra la banda de rock Pussy Riot llega poco después de cumplirse los primeros 100 días del nuevo mandato de Vladimir Putin como presidente de Rusia, con enormes dificultades.

Desde su inicio, el tercer ciclo de Putin en el Kremlin fue mayormente defensivo y deprimente. Desaparecieron la soberbia y la jactancia de sus dos primeros mandatos. Ni siquiera tuvo una de sus características apariciones televisivas en las que se mostraba junto a animales salvajes o practicando con el torso desnudo algún deporte viril.

Ahora, en cambio, parece haberse focalizado en sus opositores, ya sean reales o imaginarios, para mantenerlos a raya, y a veces también intentar torpemente acercarse a ellos.

Estos son algunos de los hitos de los primeros 100 días de Putin:

  • Conciencia de clase. Una de sus primeras medidas fue la designación, como enviado a la región de los Urales, de un recio obrero de una fábrica de tanques llamado Kholmanskikh, que carece de formación para el cargo. Kholmanskikh se había ganado la gratitud de Putin luego de aparecer por televisión para prometer que tanto él como sus compañeros de trabajo estaban listos para combatir a los manifestantes que habían comenzado a alzarse en masa.
  • Leyes controvertidas . Por una de las medidas aprobadas recientemente, la multa máxima por participar de manifestaciones no autorizadas aumentó 150 veces, hasta unos 9000 dólares. Hasta el momento, las autoridades otorgaron permisos ocasionales para protestas masivas, pero las riendas podrían acortarse de un momento a otro.
  • Torpe conciliación. En medio de esta proliferación de medidas graves y ominosas, Putin hizo un par de intentos de mostrarse menos rígido, aunque con dudoso éxito. En su visita a un campamento de jóvenes militantes, Putin dijo que el controvertido comentario en el que comparó el moño blanco que simboliza a los manifestantes opositores con preservativos no tenía intenciones de ser ofensivo. Por el contrario, según señaló, lo que sí lo ofendía era que utilizasen "tecnología" política extranjerizante.
  • El reto del futuro. Con más de 2000 días de su actual mandato por delante, Putin enfrenta varios desafíos de envergadura. En lo inmediato, la oposición intentará revivir las multitudinarias manifestaciones contra el mandatario. Los organizadores convocaron a la próxima protesta para el 15 de septiembre, en Moscú.
  • Pero Putin tiene al menos una fecha presuntamente feliz en el futuro: los Juegos Olímpicos de Invierno, que se celebrarán en 2014 en Sochi. Ganar la postulación fue un momento destacado de su anterior etapa en el Kremlin, y está decidido a usar su poder a fondo para celebrar un evento que atraiga hacia Rusia la mirada de millones de personas.

    Traducción de Jaime Arrambide

    Por: Jim Heintz
    ADEMÁS

    MÁS leídas ahora

    ENVÍA TU COMENTARIO

    Ver legales

    Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

    Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

    Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.