Conmoción en Alemania por un atentado antisemita en una sinagoga: dos muertos

Tras intentar entrar en el templo en Halle, lanzó una granada y disparó contra un restaurante
Luisa Corradini
(0)
10 de octubre de 2019  

PARÍS.- Dos personas murieron y otras dos resultaron gravemente heridas ayer en Alemania cuando un individuo fuertemente armado intentó penetrar en una sinagoga durante la celebración del Yom Kippur y luego atacó un restaurante turco. Las autoridades calificaron el atentado de "antisemita", cometido por un "simpatizante de extrema derecha". El atacante fue detenido poco después por la policía.

El ataque -filmado y puesto en línea en tiempo real por el agresor- se produjo en el barrio de Paulus, de la ciudad de Halle, 175 kilómetros al sudoeste de Berlín, cuando un individuo fuertemente armado, vestido de combate y casco, quiso penetrar en la sinagoga local, donde unas 80 personas celebraban la fiesta religiosa de Yom Kippur.

"Vimos por nuestras cámaras de seguridad que un hombre con casco de acero y fusil intentaba abrir las puertas", dijo el presidente de la comunidad judía de Halle, Max Privorotzki. Las medidas de seguridad en el acceso del edificio "permitieron resistir a la agresión", agregó.

Ante la imposibilidad de entrar a la sinagoga, el asesino se dirigió hacia un pequeño restaurante turco. Primero lanzó una granada que estalló contra la puerta y luego comenzó a disparar hacia el interior.

"Disparó por lo menos una vez. Creo que el hombre que estaba sentado detrás mío murió. Yo me escondí en los baños y bloqueé la puerta", dijo Conrad Rösler, uno de los clientes.

Otro video del asalto muestra a un hombre con casco, con un cinturón de municiones, calmo, que dispara con un fusil de asalto en plena calle. Enseguida se desploma, seguramente alcanzado por los proyectiles de la policía y permanece unos segundos en el suelo antes de subir en un vehículo y partir.

La canciller alemana, Angela Merkel, que visitó por la tarde la gran sinagoga de Berlín en signo de solidaridad, calificó el ataque de "atentado". Su ministro del Interior, Horst Seehofer, se refirió a "un ataque antisemita", muy probablemente cometido por un "simpatizante de extrema derecha".

Tras la detención del sospechoso, las autoridades levantaron el estado de alerta que regía desde el ataque y autorizaron la circulación en esa ciudad, de 240.000 habitantes.

"El atentado terrorista contra nuestra comunidad en Halle durante el Yom Kippur, el día más sagrado para nuestro pueblo, es una nueva expresión del antisemitismo que aumenta en Europa", dijo el premier israelí, Benjamin Netanyahu.

El ataque provocó un shock en Alemania, donde aún está fresco el recuerdo del Holocausto, y en el cual la extrema derecha xenófoba y racista registra cada vez más éxitos electorales. Los actos violentos contra judíos aumentaron 9,4% desde 2017. El año pasado se registraron 1646 agresiones, el número más alto de ataques físicos, profanaciones, vandalismo y amenazas antisemitas de la última década.

Se calcula que en Alemania viven 120.000 judíos. El año pasado, la principal organización israelita de Alemania aconsejó a su comunidad no utilizar la kipá cuando circulan por la calle. "Mostrarse combativo sería lo correcto. Sin embargo, yo desaconsejaría a cualquiera pasearse por las grandes ciudades con una kipá", señaló Josef Schuster, presidente del Consejo Central de Judíos en Alemania.

MÁS leídas ahora

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.