Un nuevo escándalo en cierne en Brasil. Denuncian que Cuba aportó fondos a la campaña de Lula