Descartan en Uruguay juicio a los militares

(0)
24 de agosto de 2001  

MONTEVIDEO.- Los intentos de enjuiciar a militares que violaron los derechos humanos durante los años setenta y ochenta en América latina están destinados al fracaso en Uruguay, de acuerdo con la curiosa coincidencia entre las actuales cabezas de las fuerzas armadas y los tupamaros.

El comandante del ejército, teniente general Carlos Daners, dijo ayer que "se trata de un tema irrevocable, irreversible". Entrevistado por la revista Búsqueda, dijo que el "propósito" de las FF.AA. "es mirar hacia adelante, incluso a efectos de no volver a sufrir lo que ya aconteció".

Por su parte, el ex líder guerrillero Eleuterio Fernández Huidobro, actualmente senador por el Movimiento de Liberación Nacional-Tupamaros (MLN-T), declaró al canal 12 de TV que se siente "contento" con la labor de la comisión impuesta por el presidente Jorge Batlle para averiguar e informar qué ocurrió con los casos de desaparecidos en aquella época.

Tras reconocer que la misión de ésta "es muy difícil", dijo que "no esperaba más" que lo que está haciendo: conocer qué pasó. Criticó a los que reclaman "justicia además de verdad" y añadió: "No puedo ser oportunista ahora y decir que como han cambiado las correlaciones políticas quiero borrar con el codo lo que mi pueblo -al cual me debo- escribió".

Esta mención, al igual que la "irreversibilidad" que manifestó el jefe del ejército, está referida a lo ocurrido en la transición uruguaya a la democracia, que fue pactada entre partidos políticos y militares y que concluyó con leyes de amnistía para ambos, presos políticos y aparatos de represión.

En el caso de la amnistía a militares, ésta fue dispuesta por una ley de 1986 que declaró caduca la pretensión punitiva del Estado para enjuiciar a militares y policías acusados de violaciones a los derechos humanos. Cuestionada por la izquierda, esa ley fue sometida a referéndum en abril de 1989. En aquella instancia, por mantener la ley votó un 56%, por derogarla, un 41%, y el resto lo hizo en blanco, por lo cual quedó ratificada.

"Yo tengo que aceptar el veredicto popular", dijo el senador tupamaro.

MÁS leídas ahora

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.