El chavismo y la oposición se disputan la atención de la crucial visita de Bachelet

La alta comisionada de la ONU para los Derechos Humanos se encuentra en misión oficial para evaluar la situación; visitará cárceles y también se reunirá con Maduro y Guaidó
Trabajadores petroleros en huelga de hambre en Caracas reclaman por la visita de Bachelet
Trabajadores petroleros en huelga de hambre en Caracas reclaman por la visita de Bachelet Fuente: AFP
La alta comisionada de la ONU para los Derechos Humanos se encuentra en misión oficial para evaluar la situación; visitará cárceles y también se reunirá con Maduro y Guaidó
Daniel Lozano
(0)
20 de junio de 2019  

CARACAS.- Cuentan los antiguos productores del famoso programa Aló, presidente que en las mejores épocas de Hugo Chávez aquello parecía el Cinecittá bolivariano. El "comandante supremo" acudía a una finca socialista para mostrar al país y al mundo la exuberancia de su obra. En los días previos montaban el escenario deseado: pintaban el césped más verde, traían ganado de las fincas cercanas y hasta las canastas de manzanas, con etiqueta, eran de un supermercado.

La operación Cinecittá se recuperó en marzo, con la llegada al país del equipo técnico de la ONU, especializado en derechos humanos. Los delegados de Naciones Unidas torcían el gesto cada vez que acudían a un hospital recién pintado, con nuevos aparatos y medicinas recién llegadas, según las denuncias de los médicos y de los familiares. Hasta arreglaron celdas en prisiones y prepararon a los presos.

El trascendental viaje a Venezuela emprendido ayer por Michelle Bachelet, alta comisionada de Naciones Unidas para los Derechos Humanos, revive esta especie de gigantesco estudio cinematográfico de falsa realidad, que incluyó el "embellecimiento" de las áreas verdes del aeropuerto de Maiquetía y una mano de pintura a las celdas del Helicoide, la siniestra sede del Servicio Bolivariano de Inteligencia (Sebin).

Según Germán Ferrer, diputado en el exilio y marido de la fiscal rebelde Luisa Ortega, "el régimen activó su maquinaria para realizar operativos médicos a reclusos en el Helicoide, así como jornadas de limpieza e incluso hicieron videos para exhibir una supuesta normalidad que no es cierta. No se deje engañar", aconsejó el dirigente del chavismo disidente a la recién llegada.

El mismo lugar en el que durante 53 días el gobierno mantuvo apresado de forma ilegal e inconstitucional al diputado Gilber Caro, en aislamiento, solo en una celda y víctima de maltratos psicológicos. "Comí esposado, me bañé esposado, iba al baño esposado, siempre en el Helicoide", reiteró ayer. Las celdas revolucionarias también se abrieron en los últimos días para cerca de una veintena de jóvenes en Yaracuy y Caracas, arrestados durante las protestas de este año, según confirmó a LA NACION el Foro Penal.

"Estamos presionando para que se produzcan las mayores excarcelaciones posibles, pero nos preocupa que el gobierno lo utilice para lavarse la cara, lo cual es inevitable", subrayó Gonzalo Himiob, director del Foro Penal.

El último cómputo de esta ONG, que defiende a buena parte de los prisioneros políticos, eleva hasta 693 quienes permanecen en las mazmorras revolucionarias, más 8680 que están sujetos a "procesos penales arbitrarios e injustos bajo medidas cautelares por motivos políticos", añadió Himiob a este diario.

Antiguos dirigentes chavistas, como quien fue zar del petróleo, Rafael Ramírez, se unieron a las ONG de derechos humanos para exigir que Bachelet visite las salas de tortura en el Helicoide, la Tumba (otra sede del Sebin), la Dirección General de la Contrainteligencia Militar y la prisión militar de Ramo Verde.

Foro Penal también advirtió de forma reiterada sobre el efecto de las llamadas "puertas giratorias": "Se excarcelan bloques de presos sustituidos por otros; históricamente ha sido así", confirmó Himiob.

"Celebramos la venida de la alta comisionada a Venezuela, es el reconocimiento implícito a esta grave crisis humanitaria sin precedente. Estamos al borde de la catástrofe humanitaria", clamó el presidente de la Asamblea Nacional, Juan Guaidó, que confirmó que se reunirá mañana con Bachelet, el mismo día que convocó al país para que proteste "por lo que se ha convertido el día a día del venezolano".

El líder opositor aseguró que el informe preliminar de la ONU ya refleja la persecución política, crisis alimentaria, desnutrición, trata de blancas y penetración de grupos irregulares en la frontera, entre otras violaciones.

"Venezuela no está en época de diagnóstico, sino de soluciones urgentes", remató.

Nicolás Maduro, que recibirá hoy a la expresidenta en el Palacio de Miraflores, también dio su bienvenida a la dirigente, que siempre mantuvo buenas relaciones con su padrino político.

"Creo que hoy [por ayer] llega a Venezuela la doctora Michelle Bachelet. Tenemos grandes expectativas sobre su visita y todo su equipo, y esperamos que sea para bien del sistema de derechos humanos de Venezuela", pontificó el líder bolivariano.

"No viene a enterarse ni a ver si nos cree ni a formarse su propia opinión. Viene a exhortar el cese urgente de la atrocidad, a abrir el acceso y reforzar capacidades de protección y a exigir responsabilidad, justicia y reparación. Bienvenida", precisó Susana Raffalli, prestigiosa activista defensora de los derechos humanos, especialista en nutrición y profunda conocedora de los sistemas de la ONU.

ADEMÁS

MÁS leídas ahora

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.