El gobierno mexicano niega haber ocultado el brote de gripe porcina