El premio a la libertad de prensa, para un editor iraní