El testimonio de una periodista en una Venezuela dividida en dos