Enredado en la Estatua de la Libertad

(0)
24 de agosto de 2001  

NUEVA YORK (AP).- En un insólito incidente que sorprendió ayer a los neoyorquinos, el aficionado a los deportes extremos francés Thierry Devaux, que intentaba aterrizar con un parapente sobre la Estatua de la Libertad, cayó sobre la antorcha del monumento y quedó colgando, antes de ser detenido por la policía.

Devaux, de 41 años, provenía de la costa de Nueva Jersey y sobrevoló en círculos la llama de la célebre estatua, desde donde planeaba hacer bungee jumping (salto con elástico) pero no logró descender bien sobre la pequeña plataforma que rodea la antorcha, indicaron testigos.

Tras su última pasada, la tela de su parapente a motor se enganchó en la llama dorada de la estatua y el acróbata quedó suspendido en el vacío. Días antes de su intento, Devaux -su nombre artístico es Terry Do-, oriundo de Annecy, había dicho que intentaría llegar al tope de algún monumento emblemático de Nueva York, sin decir cuál, para luego saltar.

Pero no logró su cometido. Tras un rescate que involucró helicópteros, fue subido a la plataforma, donde lo esperaba la policía de Nueva York para arrestarlo y esposarlo. Actualmente, está bajo custodia.

Parte del juego

Devaux, que sonreía al irse acompañado por dos agentes, dijo que lo había hecho por placer y que ser detenido "forma parte del juego".

Devaux es especialista en salto extremo y vuelo arriesgado en parapente. Hasta ahora, asegura haber logrado con éxito intentos similares en la Torre Eiffel y el Golden Gate de San Francisco. El año último ya había intentado esta misma hazaña en Nueva York, pero no lo logró.

"Fue algo realmente peligroso, algo tonto y estúpido", dijo el alcalde neoyorquino, Rudolph Giuliani. "Puede parecer humorístico, pero yo no lo veo tan gracioso si hay que arriesgar la vida de los policías por un idiota como éste", agregó.

La bizarra escena dejó a unos 2000 turistas madrugadores enojados por no haber podido entrar en la estatua, regalo de Francia a los Estados Unidos, que permaneció cerrada hasta el mediodía.

Actos temerarios

Plaza Roja: el piloto alemán Mathias Rust, de 19 años, se convirtió en un símbolo en 1987 al atravesar la seguridad soviética con un Cessna y aterrizar frente al Kremlin. Tras 18 meses en una prisión rusa, fue liberado.

El hombre araña: en agosto de 1999, el francés Alain Robert escaló la torre Sears, de Chicago, la más alta de los Estados Unidos. En la cima lo esperaba la policía, que, luego de ayudarlo en el tramo final, lo arrestó.

MÁS leídas ahora

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.