Explosión en una central nuclear de Francia: no hay fuga radioactiva