Fly Rider, el halcón de los "chalecos amarillos", promete un sábado "extremadamente violento"

La figura más conocida del movimiento lanzado contra el gobierno de Emmanuel Macron advirtió a quienes quieran intervenir en la nueva marcha que "no tienen que ir como pacifistas"
La figura más conocida del movimiento lanzado contra el gobierno de Emmanuel Macron advirtió a quienes quieran intervenir en la nueva marcha que "no tienen que ir como pacifistas" Fuente: Archivo - Crédito: Facebook
(0)
7 de diciembre de 2018  • 07:57

PARÍS.- Maxime Nicolle es la figura más conocida de los "chalecos amarillos" que pusieron bajo presión al presidente francés, Emmanuel Macron . Y en esa función, Fly Rider, como se lo conoce en Facebook, pasó del pacifismo inicial a una severa advertencia para la próxima marcha prevista para mañana: "Lo que suceda será extremadamente violento".

"Quien quiera ir a París el sábado para manifestar no tiene que ir como pacifista porque cuando suceda será extremadamente violento", advirtió Nicolle, designado el lunes pasado como uno de los ocho voceros del movimiento, que intenta darse una estructura organizativa. Su cuenta de Facebook es la más popular entre los simpatizantes y participantes de los "chalecos amarillos".

El tono de este hombre de 31 años -que trabajó de manera interina en el sector del transporte, uno de los que impulsó las protestas-, es el de una clara voluntad de subvertir el orden democrático. Incluso se refirió en ocasiones a un eventual "golpe" contra el Palacio del Elíseo.

Nicolle, que pronosticó tres o cuatro días antes los enfrentamientos devastadores en París del sábado pasado, la mayor violencia civil en varias décadas en el país, tiene intenciones de participar.

"Estaré, como la semana pasada, como fuerza de apoyo, con material sanitario y medicinal. Porque será un sábado de violencia. Los pacifistas que no vengan", sentenció.

Los "chalecos amarillos" comenzaron de manera pacífica y se ganaron la simpatía de buena parte de los franceses, aunque la inocencia inicial derivó en vandalismo
Los "chalecos amarillos" comenzaron de manera pacífica y se ganaron la simpatía de buena parte de los franceses, aunque la inocencia inicial derivó en vandalismo Fuente: Reuters

En su plataforma de Facebook entusiasman sus videos repletos de noticias falsas, teorías conspirativas y mentiras evidentes.

Como la posibilidad mencionada por él que el lunes próximo Francia no será más conducida por Macron, sino que terminará "bajo tutela de la ONU" luego que el presidente proclame el estado de emergencia y los militares europeos se hagan cargo de garantizar la seguridad del país.

El colmo de estas extrañas intervenciones sucedió el miércoles pasado, cuando Nicolle organizó una conferencia con un misterioso "Señor X", que pretendía tener en su poder documentos devastadores para el gobierno de Macron. "De las 30 páginas que yo vi esta noche, si ustedes vieran una sola, podría desatarse la tercera guerra mundial. Y yo hablo verdaderamente en serio", dijo Fly Rider.

Tras esa presunta revelación, Nicolle se defendió en un video de Facebook de los seguidores que se animaron a poner en duda la veracidad de los documentos. "Que cada cual haga lo que quiera, yo sigo el combate, con o sin él, eso no me cambia nada", lanzó.

Algunos manifestantes decidieron cortar las rutas, como este camionero que protesta contra el proyecto del impuesto a la nafta; otros avanzaron en las ciudades
Algunos manifestantes decidieron cortar las rutas, como este camionero que protesta contra el proyecto del impuesto a la nafta; otros avanzaron en las ciudades Fuente: Reuters

A este fundamentalista de los "chalecos amarillos" el anuncio sorpresivo del presidente francés de retirar el polémico aumento del impuesto al combustible, una de las principales reivindicaciones de la protesta, no surtió efecto.

"Los impuestos son solo la gota que colmó el vaso. Pero dentro del vaso hay por lo menos 30 años de injusticias sociales", dijo Nicolle.

"Las podremos resolver solo con la renuncia de Macron y la organización de un referéndum en base al artículo 35 de la Declaración de los Derechos Humanos del Hombre y del Ciudadano de la Revolución Francesa", advirtió.

Un escenario de ciencia ficción política el delineado por Nicolle, que en su imaginario representa a un hipotética Francia "sin presidente", donde el "Elíseo se convierta en un centro de recepción para los sin techo" y la aprobación de las leyes sea confiada directamente a los ciudadanos.

En esa línea, el jefe de Estado será reemplazado por un "simple vocero, privado de cualquier poder", dijo.

Agencia ANSA

MÁS leídas ahora

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.