Israel y Hamas, enfrentados en el peor choque militar en Gaza en cuatro años

En Ashkelon, el sistema antimisilístico Cúpula de Hierro derriba un cohete lanzado desde Gaza
En Ashkelon, el sistema antimisilístico Cúpula de Hierro derriba un cohete lanzado desde Gaza Fuente: Reuters - Crédito: Amir Cohen
Hubo un promedio de un cohete cada tres minutos durante 24 horas hacia territorio israelí; los palestinos declararon el cese del fuego, pero Israel no respondió; ocho muertos
(0)
14 de noviembre de 2018  

JERUSALÉN.- Israel y Hamas se hallan envueltos en la peor escalada de violencia desde 2014 luego que el grupo palestino lanzó un promedio de un misil cada tres minutos durante 24 horas y los israelíes respondieron con ataques a 160 posiciones islamistas en Gaza .

Por la mediación de Egipto, Hamas suspendió anoche los ataques, pero Israel no respondió a la iniciativa. "Los esfuerzos de Egipto permitieron llegar a un cese del fuego entre la resistencia y el enemigo sionista, y la resistencia lo respetará mientras el enemigo sionista lo haga", anunciaron los grupos en un comunicado conjunto.

Por el momento no hubo ninguna confirmación por parte de Israel, que no suele comentar anuncios de este tipo. Solo el ministro de Defensa, Avigdor Lieberman, publicó un comunicado para desmentir el cese de las operaciones israelíes.

A pedido de Kuwait, el Consejo de Seguridad de la ONU tuvo ayer una reunión a puertas cerradas para discutir el agravamiento de la situación.

La escalada de violencia que se incrementó desde anteayer en Gaza y las zonas israelíes cercanas hace temer el estallido de una cuarta guerra desde 2008 en el enclave.

En menos de 24 horas, al menos siete palestinos murieron en los ataques israelíes que respondían al lanzamiento de cientos de cohetes desde Gaza, que dejaron también un muerto y decenas de heridos en territorio israelí. Entre los choques recientes, este es el que más amenazó los esfuerzos de la ONU y Egipto por lograr una tregua duradera entre Israel y Hamas.

Ayer, aunque seguían disparándose cohetes desde el territorio palestino hacia Israel, desde donde también proseguían los bombardeos hacia la Franja, los intercambios eran de menor intensidad.

A uno y otro lado del muro que separa ambas poblaciones, durante la noche se vivieron escenas de pánico. Decenas de miles de israelíes de Ashkelon y otras localidades cercanas al enclave corrían una y otra vez hacia los refugios, alertados por las sirenas.

En la Franja de Gaza se oyeron durante toda la noche los ataques israelíes, que destruyeron varios edificios, incluyendo la sede de la televisión de Hamas y las oficinas de un servicio de seguridad.

El Ejército israelí contabilizó unos 460 disparos de cohetes desde el lunes a media jornada, un promedio de uno cada tres minutos. Como respuesta indicó haber atacado cerca de 160 posiciones militares del movimiento islamista Hamas y de su aliado, la Jihad Islámica.

Ayer por la tarde había cierta calma en la ciudad de Gaza, donde las calles estaban desiertas y las escuelas se mantuvieron cerradas.

La pequeña Franja, de 40 km de largo y entre 6 y 12 km de ancho, es junto a Cisjordania uno de los dos sectores en que están divididos de hecho los territorios palestinos. Mientras la Autoridad Palestina controla Cisjordania, Hamas, considerada por muchos países una organización terrorista, ejerce de facto el control de Gaza, sin reconocimiento internacional. Con dos millones de habitantes, Gaza es uno de los sitios más densamente poblados del planeta y está rodeada en gran parte por una muralla construida y controlada por Israel. Sus habitantes sufren la guerra, la pobreza y el desempleo.

La violencia se intensificó desde que los palestinos lanzaron protestas semanales a fines de marzo en la frontera para exigir la flexibilización del bloqueo y sus derechos sobre las tierras perdidas en la guerra de 1948.

Del lado israelí, los lanzamientos de cohetes palestinos convirtieron en rutina la huida hacia los refugios, aunque la mayor parte de los misiles terminan destruidos en el aire por el sistema antimisilístico conocido como Cúpula de Hierro.

Israel se enfrenta "sin duda a los disparos de cohetes más intensos desde el verano de 2014 (...) y al ataque más grave por parte de organizaciones terroristas contra las poblaciones civiles israelíes", dijo un vocero del Ejército, el teniente coronel Jonathan Conricus.

Esta última escalada empezó el domingo con una infiltración de las fuerzas especiales israelíes, una operación que terminó con la muerte de siete palestinos -entre ellos, un comandante del brazo armado de Hamas y varios miembros de las brigadas Al-Qasam- y un teniente coronel israelí. A partir de allí, Hamas inició su represalia.

Agencias AFP, AP y Reuters

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.