La Argentina se cuela en la recta final de la contienda