La deforestación en la Amazonia brasileña, imparable: aumentó 80% en septiembre