La despedida que no fue: cómo vive Londres el día que estaba previsto el Brexit

El premier británico Boris Johnson
El premier británico Boris Johnson Fuente: Reuters
(0)
31 de octubre de 2019  • 11:15

LONDRES.- Se suponía que hoy debía ser un día histórico para Gran Bretaña. Hoy abandonaría finalmente la Unión Europea (UE), tres años después de celebrar un referéndum que respaldaba el famoso Brexit.

Pero una vez más la polémica fecha fue aplazada y los funcionarios británicos comenzaron a buscar culpables. El primer ministro, Boris Johnson, acusó hoy al líder de la oposición laborista de haberle impedido cumplir su promesa de llevar a cabo esta salida del bloque "costara lo que costara".

"¿No ha habido Brexit? ¡No es culpa mía!", dijo Johnson.

"A pesar del excelente nuevo acuerdo al que he llegado con la UE, Jeremy Corbyn se ha opuesto a que esto suceda y ha preferido más indecisión, más aplazamientos y más incertidumbre para las familias y las empresas", agregó el jefe de gobierno conservador en un comunicado.

Las declaraciones del primer ministro coinciden con el inicio de la campaña electoral en el país para las legislativas anticipadas que se celebrarán en diciembre.

Johnson llegó al poder en julio, tras la dimisión de Theresa May por su frustrada gestión del Brexit, con la promesa de que la salida de la UE tendría lugar el 31 de octubre. Aseguró que prefería estar "muerto en una zanja" antes que solicitar un nuevo aplazamiento.

Pero se vio obligado a ceder y a pedir a los europeos una nueva fecha, ya que el acuerdo de divorcio negociado con Bruselas no superó la prueba del parlamento británico.

De cara a las elecciones

Inmediatamente después de su llegada a la jefatura del gobierno hace 100 días, Johnson empezó a librar una guerra abierta con los diputados y a favor del "pueblo", al que dice representar.

"El Parlamento ha fallado claramente a la hora de llevar a cabo el Brexit", aseguró hoy en la misma línea el ministro de Transporte, Grant Shapps, en declaraciones a la BBC. Boris Johnson "ha hecho todo lo que estaba en su mano para que el Parlamento entrara en razón (...) pero la realidad es que el Parlamento ha hecho todo para que (el Brexit) no ocurra", agregó.

Por su parte, Corbyn rechazó las acusaciones del jefe de gobierno. "Boris Johnson ha pasado meses prometiendo que hoy saldríamos de la UE. El es el único responsable de que no se llevara a cabo", comentó en Twitter.

Los laboristas esperan poder negociar su propio acuerdo antes de someterlo a referéndum. "El partido laborista resolverá el Brexit dando la última palabra al pueblo en un plazo de seis meses, para que pueda elegir entre un acuerdo de divorcio creíble y permanecer dentro (de la UE). Y cumpliremos lo que se decida", prometió Corbyn.

Para salir del callejón sin salida del Brexit, que paraliza a Gran Bretaña, el parlamento británico decidió el martes convocar legislativas anticipadas.

Pero más que insistir sobre la salida de la UE, Corbyn intentará convertirse en defensor del pueblo frente a las "élites", después de años de austeridad predicada por los gobiernos conservadores.

"Esta elección es una ocasión única de transformar nuestro país, luchar contra los intereses establecidos que impiden que la gente avance y garantizar que ninguna comunidad sea olvidada", según responsables laboristas.

Más de 60 diputados ya anunciaron que no se presentan a las elecciones, entre ellos un buen número de conservadores moderados. Por ejemplo, la ministra de Cultura Nicky Morgan, que explicó su decisión por los insultos y amenazas que recibe en el ejercicio del cargo.

Ventaja tory

Los conservadores del premier Boris Johnson tienen una ventaja récord sobre los laboristas de Jeremy Corbyn en vista de las elecciones del 12 de diciembre, según un último sondeo Ipsos Mori.

El partido del premier alcanza el 41% frente al 24% del laborismo. Siguen los Liberal Democrats de Jo Swinson, y finalmente el Brexit Party de Farage.

Johnson, según el sondeo, es el único dirigente con un porcentaje de consenso superior a los disensos.

Consultado al respecto, Corbyn recordó que en Gran Bretaña no hay presidencialismo y por lo tanto el voto no le concierne como persona.

Agencias AFP y ANSA

ADEMÁS

MÁS leídas ahora

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.