Indignación del periodismo independiente. La prensa libre cubana rechazó la ley mordaza