La Presidenta consiguió la foto de Martín Insaurralde con el papa Francisco