Lula cae en las encuestas y ya no es el favorito en Brasil