Misterio: la India, por ahora casi indemne al brote