Muere defensora de partos hogareños mientras daba a luz en su casa

Caroline Lovell era una activista australiana en defensa de permitir a las mujeres tener sus hijos en su propio entorno; la hija sobrevivió
(0)
3 de febrero de 2012  • 16:44

Caroline Lovell, activista en favor de los partos hogareños, sufrió un paro cardíaco mientras daba a luz en su casa a su hija Zahra, quien sobrevivió. El hecho ocurrió el pasado 23 de enero, en Melbourne (Australia).

Según informó el diario Daily Mail , aunque la mujer fue trasladada a un hospital, los médicos no pudieron hacer nada por ella, ya que cuando llegaron a su casa Lovell ya se encontraba en un estado muy grave.

Caroline había hecho todos los preparativos para el parto, pero una complicación hizo que el final no sea el esperado.

Una de las matronas que la asistía aseguró que la causa de su muerte podría haber sido una hemorragia, aunque los hechos aún se están investigando.

La mujer, además de Zahra, tenía otra hija, llamada Lulu, de tres años. Nick, el marido y padre de las dos nenas, quedó cuidando a las hijas.

Este hecho enciende nuevamente el debate sobre los partos naturales en casa, ya que Lovell había dedicado gran parte de su vida a defender el derecho que tienen las mujeres de dar a luz en su entorno, si así lo quieren.

Novell fue una activista que se dedicó a presionar al gobierno australiano para conseguir ayudas estatales para las mujeres que querían tener a sus hijos en su casa.

EN 2009, le solicitó al Ejecutivo australiano que las matronas que atienden partos en casa estuvieran regladas, financiadas y tuvieran protección legal, como sucede en otros países, ya que consideraba que la vida de la mujer "estaría en peligro sin la ayuda de matronas adecuadas por parte del Estado".

"Personalmente, estoy muy sorprendida y avergonzada de que el parto en casa no sea una libre elección de la mujer que quiere dar a luz en su entorno", afirmaba.

¿Qué opinás sobre el parto natural en el hogar? Dejá tu comentario.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?