Murieron tres soldados norteamericanos

El bombardero B-52 atacó por error posiciones aliadas en Afganistán, causando la muerte de tres soldados de las fuerzas especiales estadounidenses y 27 heridos, según informó el Pentágono
(0)
5 de diciembre de 2001  • 14:50

Un tercer soldado estadounidense ha muerto como consecuencia del bombardeo accidental ocurrido esta mañana en el norte de Kandahar, anunció hoy el Pentágono.

Inicialmente se informó de que la caída de una bomba de 2000 kilos guiada por satélite causó la muerte de dos soldados estadounidenses y heridas a otros veinte -cinco de ellos en estado crítico.

La portavoz del Pentágono, Victoria Clarke, dijo en una conferencia de prensa que un tercer estadounidense murió, igual que otros cinco afganos de la coalición antitalibán.

8.35 | Aviones de EE.UU. bombardean un presunto escondite de Ben Laden

TORA BORA, Afganistán-. Aviones norteamericanos bombardearon un presunto escondite del terrorista saudí Osama ben Laden, en tanto fuerzas anti-talibanes combatieron con guerrilleros de la red terrorista Al-Qaeda, en el complejo montañoso de Tora Bora.

Alim Shah, un comandante tribeño, dijo que sus combatientes afganos estaban persiguiendo a fuerzas árabes de Al-Qaeda que se estaban retirando a posiciones situadas arriba del complejo de cuevas. "Estamos haciendo todo lo posible por capturarlos vivos. Están rodeados por nosotros pero no se rinden", dijo Shah.

Se ignora si otros combatientes de la organización terrorista islámica se hallan dentro de Tora Bora, una vasta red de túneles y cavernas situada al sur de Jalalabad, en el este de Afganistán.

Tampoco hay evidencias de la presencia de Ben Laden, acusado por Estados Unidos de ser el autor intelectual de los ataques del 11 de septiembre contra el Centro de Comercio Mundial y el Pentágono.

Ataque por error

El bombardero B-52 atacó por error posiciones aliadas en Afganistán, causando la muerte de dos soldados de las fuerzas especiales de los EE.UU. y 28 heridos, según informó el Pentágono.

El incidente, según el ministerio de guerra, ocurrió cerca de la ciudad de Kandajar, en el sur de Afganistán, donde además resultaron heridos numerosos milicianos aliados de Estados Unidos.

Desde que Estados Unidos inició su campaña militar en Afganistán, el 7 de octubre, el Pentágono se ha mostrado muy cauteloso al informar sobre el escaso número de bajas propias, y ha indicado que los heridos, y ahora los muertos, lo han sido por fuego de sus propias fuerzas.

El único estadounidense que, según el Pentágono, ha muerto en otras circunstancias es un oficial de la Agencia Central de Inteligencia, que interrogaba a prisioneros talibanes en Mazar i Sharif cuando ocurrió un motín de cautivos de la Alianza del Norte.

En el incidente, del cual hoy dio cuenta el Pentágono, un bombardero estratégico B-52 atacó por equivocación un emplazamiento en el que se hallaban tropas estadounidenses y milicianos de tribus alzadas contra los talibanes.

El Pentágono indicó que otros contingentes de las fuerzas especiales y de los milicianos afganos se desplazan hacia la región montañosa de Tora Bora, en el este de Afganistán, donde se cree que se encuentran fuerzas del grupo Al-Qaeda y, posiblemente, su jefe, el saudí Osama ben Laden.

Fuente: AP y EFE

ADEMÁS

MÁS leídas ahora

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.