Nigeria detuvo a un empresario por el secuestro de las estudiantes

El coche bomba explotó en hora pico
El coche bomba explotó en hora pico Fuente: AFP
El hombre, vinculado con Boko Haram, sería uno de los cerebros detrás de la captura de las adolescentes; al menos 15 personas murieron hoy en un nuevo atentado
(0)
1 de julio de 2014  • 11:46

MAIDUGURI.- Un empresario nigeriano fue detenido hoy sospechoso de estar al frente de la red de inteligencia de Boko Haram que participó en el plan de secuestro de más de 200 adolescentes en el noreste del país, anunció el Ejército, que estuvo a cargo del operativo.

El hombre había ayudado al grupo militante islamista a planear varios ataques, entre ellos el asesinato del emir de Gwoza, según el comunicado del Ejército.

El vocero de Defensa, general Chris Olukolade, dijo en un comunicado que el hombre arrestado utilizó su pertenencia a un grupo progubernamental "como tapadera, al tiempo que seguía siendo un terrorista activo".

Olukolade dijo que el hombre había coordinado varios ataques con víctimas mortales en Maiduguri desde 2011, incluidos puestos militares y de aduanas así como en la detonación de artefactos explosivos improvisados.

También fueron detenidas dos mujeres como parte de la investigación, una de las cuales estaba acusada de coordinar los pagos de otras "operaciones".

Hasta el momento la intensa operación militar lanzada hace un año contra Boko Haram no ha logrado acabar con los rebeldes, cuya lucha por un estado islámico en el norte de Nigeria ha causado la muerte de miles de personas desde que comenzó en 2009.

El secuestro de 276 estudiantes a mediados de abril, 219 de las cuales permanecen en cautiverio, se ha convertido en un símbolo de la impotencia del Gobierno para proteger a los civiles de los ataques del grupo.

Otro atentado

La espiral de violencia continúa en Nigeria y hoy un nuevo atentado dejó al menos 15 muertos.

La bomba, colocada en una camioneta de transporte de carbón, explotó a las 8.30 hora local (4.30 en la Argentina), en Maiduguri, capital de Borno, según confirmó la Policía nigeriana.

El ataque no fue reivindicado, pero tanto el estado de Borno en general como la ciudad de Maiduguri en particular son blancos habituales de la insurgencia islamista de Boko Haram.

Grupos de vigilantes civiles expulsaron a Boko Haram de la ciudad en junio, después de una oleada de atentados casi diarios. Pero los residentes viven con el miedo de represalias y se han registrado ataques esporádicos.

El ataque tiene lugar menos de 24 horas después de que el ejército indicara haber desactivado la célula de inteligencia de Boko Haram y detenido a sus líderes, sospechosos de haber tomado parte en el secuestro.

Boko Haram lucha desde hace cinco años por crear un Estado islámico en el norte de Nigeria y ha asesinado a 12.000 personas y ha herido a otras 8000 en ese período, según las autoridades nigerianas.

Agencias Reuters, AFP y EFE

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.