Preocupación por las idas y vueltas en la quema del corán