Sarkozy propuso a la UE limitar los impuestos para controlar los precios