Banzer denunció una "sedición". Se agravan los choques en Bolivia con otros 5 muertos