Temen un derrumbe bursátil

Mercados: los analistas estiman que podría haber inestabilidad política y fuga de capitales en la región.
Francisco Olivera
(0)
20 de marzo de 2000  

La victoria de los independentistas en Taiwan llegó acompañada por encendidas advertencias de los analistas financieros. Pocas horas después de conocerse la noticia del triunfo de Chen Shui-bian en las elecciones presidenciales, el mundo bursátil comenzó a presentir un "lunes negro" en los mercados internacionales. El temor está basado en la posibilidad de que la inestabilidad política o incluso un eventual enfrentamiento armado provoque una fuga de capitales hacia destinos más seguros.

De hecho, en Taiwan, la Bolsa abrió hoy con una importante caída de más de tres por ciento (en Japón, principal mercado de la región, no hay actividad hoy por feriado).

"Predominarán las órdenes de venta frenéticas por la incertidumbre sobre las relaciones entre las dos orillas del estrecho", sostuvo Yu Yinkai, analista de la firma Grand Cathay Securities. Bentham Hung, director del departamento de investigaciones de Fuh-Hwa Securities Investment and Trust, anticipó una caída de por lo menos el 5 por ciento en la región.

Sin embargo, en la Argentina la visión fue más medida. Aunque el entorno financiero local se mostró sorprendido ante la noticia, nadie pronosticó una catástrofe.

"Puede ser que salgan capitales de la región, pero se van a redistribuir. Creo que esto va estar focalizado en Taiwan, Singapur, Hong Kong, etc., pero no será un intercambio de flujos tan intenso en el resto del mundo", dijo a La Nación el agente de Bolsa Luis Corsiglia, poco antes de que comenzara la jornada de los mercados en Asia.

La mayoría coincidió en que, luego de un viernes de alzas en Asia, sería lógico que una toma de ganancias por parte de los inversores generara una caída. "Los mercados de esa región están sobrevaluados, no sería extraño que ante cualquier noticia hubiera corridas. Cualquier excusa es buena en esas circunstancias", agregó Martín Redrado, titular de la Fundación Capital. "Puede ser que se mezclen las cosas, porque venimos de un viernes espectacular", señaló Corsiglia.

La cuestión será, entonces, observar qué desenlace tiene la imagen separatista de Chen Sui-bian. Ysi lo que se insinuó en la campaña toma cuerpo una vez que asuma el nuevo jefe de Estado. "Todavía no se sabe. China ha dicho que no tolerará una actitud independentista. Para mañana (por hoy), puede haber una leve corrida, pero no creo que pase a mayores. Puede haber una fuga hacia el dólar, que los inversionistas salgan de las monedas asiáticas. Será, en todo caso, una perturbación local, y eso se autocorrige fácilmente", señaló el ex ministro de Economía Roberto Alemann.

"China debe solucionar esto urgentemente. La clave será la actitud que tomen los Estados Unidos:si hay despliegue bélico, si intentan controlar la zona", apuntó Corsiglia.

Redrado concluyó: "No creo que China intente un aumento del militarismo en la región. Y tampoco que Taiwan avance en la dirección pregonada durante la campaña. Siempre es más fácil decir las cosas en la campaña. Después, a la hora de gobernar, a todo el mundo le conviene el statu quo".

ADEMÁS

MÁS leídas ahora

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.