Tras pasar 85 días en prisión. Testificó la periodista que fue encarcelada por no revelar su fuente