Sigue la violencia en Medio Oriente. Un ataque israelí dejó once muertos en Gaza