Un voto online decide si Conte logra poner en pie un nuevo gobierno

Fuente: AP - Crédito: Alessandro Di Met
Los militantes del Movimiento Cinco Estrellas decidirán hoy si avalan la alianza con el Partido Democrático
Elisabetta Piqué
(0)
3 de septiembre de 2019  

ROMA.- La crisis política " más loca del mundo", como la bautizó la prensa italiana, no deja de sorprender. El primer ministro designado, Giuseppe Conte, seguía ayer negociando febrilmente para el armado de un nuevo gobierno basado en una alianza entre el antisistema Movimiento Cinco Estrellas (M5E) y el Partido Democrático (PD). Pero todo estaba en veremos. Y más allá de las dificultades relativas al reparto de cargos, lo más increíble era que el pacto dependía de una votación online.

Hoy, en efecto, los militantes del M5E, agrupación nacida en la red, deberán pronunciarse si están a favor o no del eventual gobierno M5E-PD.

"¿Estás de acuerdo con que el M5E haga nacer un gobierno junto al PD presidido por Giuseppe Conte?", es la pregunta que deberán responder en la denominada plataforma digital Rousseau unos 100.000 afiliados, en un ejercicio de democracia directa que despierta bastante controversia.

La votación online es una nueva jugada desesperada del líder del M5E, Luigi Di Maio, para recuperar consenso entre gran parte de su tropa, que ve con disgusto un acuerdo con el PD, partido desde siempre detestado por los "grillini" (por el fundador de la agrupación, el cómico Beppe Grillo).

Si bien el mismo Grillo le dio el beneplácito a la alianza porque la movida tiene como único objetivo detener a los "bárbaros" del líder de la ultraderechista Liga, Matteo Salvini, muchos seguidores del M5E no están de acuerdo.

¿Qué pasará si en la votación online gana el no al pacto? Ayer, miembros del M5E dejaron trascender que de haber un rechazo en la votación este podría saltar por el aire. En ese caso, al presidente Sergio Mattarella, árbitro de la crisis, no le quedaría otra opción que llamar a elecciones anticipadas, el gran sueño de Salvini.

Esa posibilidad extendería aún más la locura de las últimas semanas. A principios de agosto, Salvini, el exhombre fuerte del gobierno populista formado por la Liga y el M5E, dinamitó la alianza y reclamó elecciones anticipadas, alentado por sondeos más que favorables.

Días después, el primer ministro de ese gobierno, Conte, renunció y tildó de irresponsable a Salvini. Como estamos en un régimen parlamentario, la pelota pasó entonces al presidente Mattarella, que luego de dos consultas con las diversas fuerzas políticas certificó la voluntad del M5E y el PD de juntarse para formar una nueva mayoría de gobierno.

Todo para evitar elecciones que ganaría sin dudas Salvini y harían girar aún más a la derecha a Italia. Entonces Mattarella le dio a Conte el encargo de formar un nuevo Ejecutivo sobre cuya cabeza pende ahora, como una espada de Damocles, una votación online.

Consciente de esta situación surrealista, en un videomensaje posteado en Facebook, Conte llamó ayer a los "rebeldes" del M5E a apostar por la nueva alianza.

"Con Luigi Di Maio y Nicola Zingaretti (líder del PD) tenemos hoy una gran oportunidad para mejorar a Italia y hacerle bien al país", dijo. "Hace falta un gobierno estable y yo seré el primer responsable de esta nueva experiencia", prometió. "Conozco los motivos de las perplejidades, pero les recuerdo que el M5E siempre dijo en modo claro que de no haber mayoría habría trabajado junto a las fuerzas disponibles a llevar adelante el programa", afirmó.

"No dejen en el cajón estas ideas, estos sueños", pidió a los "grillini" hostiles al nuevo acuerdo. "Tenemos una oportunidad única, no sirven los superhéroes que le gustan a mi hijo; basta con ser personas normales, determinadas y responsables", agregó.

En un clima de gran incertidumbre, también Di Maio, que horas antes había alterado a todo el mundo al declarar "sí a un gobierno, pero no a toda costa", apareció en Facebook para pedir para hoy un voto positivo.

"El M5E ya ha ganado: el mundo entero espera su voto y nosotros no renunciamos a la participación directa", aseguró Giggino, que dijo que al desencadenarse la crisis la agrupación tenía dos caminos: "El voto o verificar si había alguien dispuesto a realizar nuestro programa".

Para explicar el drástico giro desde una alianza con un partido de derecha a uno de centroizquierda, Di Maio volvió a reiterar que "el M5E siempre ha sido posideológico" y que siempre pensó que "para salvar a Italia no sirven soluciones de derecha o izquierda, sino simplemente soluciones".

ADEMÁS

MÁS leídas ahora

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.