Una lucha del odio contra el ocio y la risa

Antoni Gutiérrez-Rubí
(0)
15 de noviembre de 2015  

Madrid.- No quieren que bailemos. Amemos. Gocemos de la vida. Sentirnos libres. "Los objetivos fueron cuidadosamente elegidos", afirmaron los terroristas de EI en su comunicado. Atacaron a los símbolos y a las personas. Detestan que las mujeres lean, escriban, piensen y decidan por sí mismas. Nos quieren atemorizados y paralizados. "Incluso sentirán miedo de ir al mercado", proclamaron. En el comunicado, relacionaron la acción terrorista en París con el hecho de ser la "capital de las abominaciones y de la perversión". Es decir, los terroristas identifican la ciudad como el pecado. Odian el ocio. Por lo que lo que representa de libertad y emancipación. Lo fanático contra lo lúdico. No quieren sonrisas, solo muecas.

MÁS leídas ahora

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.