La sorpresa de Gus van Sant

Obtuvo la Palma de Oro y el premio a mejor director
(0)
26 de mayo de 2003  

CANNES.- La 56ª edición del festival más importante del mundo tuvo un final lleno de sorpresas y controversias. Pese a que el director danés Lars von Trier (con "Dogville") y su veterano colega norteamericano Clint Eastwood (con "Mystic River") eran los amplios favoritos tanto de la prensa especializada como del público, ambos se retiraron de la Costa Azul con las manos vacías y la Palma de Oro a la mejor película fue para "Elephant", el descarnado e impiadoso retrato de una matanza en un colegio secundario de Portland perpetrada por dos de sus alumnos que está claramente inspirado en la masacre de la escuela Columbine.

Además, su director, Gus van Sant, un icono del cine independiente norteamericano gracias a films como "Mala noche", "Drugstore cowboy", "Mi mundo privado" y "Todo por un sueño", obtuvo el galardón al mejor realizador. Visiblemente emocionado, el director, de 50 años, agradeció a Francia por semejante apoyo para esta producción de la cadena HBO y les dedicó las distinciones "a los jóvenes actores, muchos de ellos sin experiencia, que tuvieron las agallas de hacer esta película tan comprometida y comprometedora".

En una competencia oficial que no alcanzó el nivel de ediciones anteriores, el jurado presidido por el director francés Patrice Chéreau e integrado también por la actriz norteamericana Meg Ryan, el realizador estadounidense Steven Soderbergh, la intérprete india Aishwarya Rai, el cineasta bosnio Danis Tanovic, el actor francés Jean Rochefort, la intérprete francesa Karin Viard, el director chino Wen Jiang y el escritor italiano Erri De Luca optó por varias de las películas más radicales y extremas de la selección.

En ese sentido, se destacaron los dos premios para "Uzak" ("Distante"), melancólica tercera película del realizador turco Nuri Bulge Ceylan cuyo eje es el reencuentro entre un maduro fotógrafo en plena crisis existencial con un patético sobrino desocupado. El cantante inglés Sting le entregó a Ceylan el Gran Premio del Jurado (segundo en importancia), mientras que la actriz Elizabeth Hurley concedió el de mejor actuación (compartido) a Muzaffer Ozdemir y Mehmet Emin Toprak.

En un palmarés en el que no figuró ninguno de los seis films franceses que compitieron, otro de los grandes ganadores fue el director canadiense Denys Arcand, ya que fue elegido como mejor guionista por "Les invasions barbares", mientras que Marie-Josée Croze resultó la mejor actriz por su trabajo en esta historia de un hombre al que se le detecta un cáncer terminal y su ex esposa, su hijo, sus ex amantes y sus mejores amigos se reúnen para acompañarlo.

Finalmente, el Premio del Jurado fue para "Panj é asr" ("A las cinco de la tarde"), tercer largometraje de la joven directora iraní Samira Makhmalbaf que describe las penurias de los refugiados y el sometimiento de las mujeres en Afganistán. Este trabajo de la realizadora de "La manzana" y "Pizarrones" se quedó también con el galardón ecuménico.

Otra de las distinciones más prestigiosas de Cannes es la Cámara de Oro, que destaca a la mejor opera prima de todo el festival. La elegida fue "Reconstrucción", film del danés Christoffer Boe presentado en la sección paralela Semana de la Crítica, mientras que la mención del jurado presidido por Wim Wenders fue para "Osama", la primera producción rodada en Afganistán luego de la caída del régimen talibán que se vio en la Quincena de Realizadores. A este premio –que alguna vez ganaron Jim Jarmusch y Naomi Kawase– aspiraba el argentino Alejandro Chomski con "Hoy y mañana".

Bastante mejor le fue a Juan Solanas, ya que este director argentino –radicado en París desde 1977– obtuvo el Gran Premio del Jurado (segundo en importancia) de la sección de cortometrajes por "El hombre sin cabeza", excelente trabajo que combina cine convencional y animación tridimensional. El director, de 36 años, recibió el galardón de manos del presidente del jurado, Emir Kusturica. El ganador de esta muestra fue "Cracker bag", del australiano Glendyn Ivin.

Cabe acotar que anteayer se anunciaron los tres ganadores de la sección Un certain régard ("La meglio gioventù", del italiano Marco Tulio Giordana; "Mil meses", del marroquí Faouzi Bensaïdi, y "Sangre y oro", del iraní Jafar Panahi), mientras que el premio de la crítica Fipresci de la competencia oficial recayó en "Padre e hijo", del ruso Alexander Sokurov. Precisamente, el gran ganador del festival, como fue Van Sant, destacó en la conferencia de prensa posterior al anuncio de los premios que "los films que más me gustaron fueron los de Sokurov y Von Trier, pero obviamente agradezco a los críticos y al jurado por haber apoyado tanto a mi película".

Más allá de los cuestionamientos que recibieron los seleccionadores por la pobre calidad de varias de las películas en competencia, anoche la polémica estaba centrada en la ausencia de Eastwood y Von Trier del palmarés (ambos ni siquiera se hicieron presente en la ceremonia de clausura), pero también en el riesgo asumido por el jurado al premiar a dos films de enorme desafío artístico como "Elephant" y "Distante". La controversia, seguramente, seguirá viva por varios días más.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Espectaculos

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.