Cannes. Provocaciones de dos maestros