El cantante de Queens of the Stone Age le pateó la cabeza a una fotógrafa