Encuentro con jóvenes japoneses

Promueve la integración de los niños y los adolescentes al mundo de la música
(0)
4 de mayo de 2003  

En los días que corren se celebra en Beppu, Japón, un nuevo encuentro -el quinto- que la célebre pianista Martha Argerich realiza en esta encantadora localidad de la isla de Kyushu, al sur del archipiélago nipón.

Festival, pero, sobre todo, encuentro jubiloso de jóvenes y niños con la música, el Festival Argerich, cuyo espíritu está resumido en su lema: "¡Ensemble, ensemble!" ("Juntos, juntos!"), inundará los luminosos días de Beppu, donde se dan la mano la naturaleza y la cultura, la alegría del encuentro compartido entre los jóvenes y los maestros consagrados que concurren con Martha Argerich a este nuevo punto de encuentro. El festival concluirá el lunes 12 de este mes,con un concierto de cámara que se realizará en el bello Suntory Hall, de Tokio.

Primero, y principalmente, el encuentro, que dirige la pianista desde 1998, tiene como objetivo crear nuevas circunstancias musicales teniendo como base los siguientes principios: generar un festival "artesanal" en colaboración con la gente de Beppu y así promover un vínculo más amplio, un nexo cordial y amistoso que a través de la música se proyecte hacia todo el mundo.

También fomentar el gusto por la música de calidad superior educando el oído de los niños, que constituyen la fuerza motriz del siglo XXI, y alentar a los jóvenes instrumentistas ofreciéndoles oportunidades de aprendizaje y perfeccionamiento, sin olvidar a los mayores, a quienes se les ofrece la oportunidad de disfrutar de la música juntos. Y aun así, el no menos importante objetivo de crear un un lugar de encuentro, donde Argerich y otros músicos de todas partes del mundo apoyen a los jóvenes músicos de Asia, un objetivo similar al perseguido en los dos festivales que la pianista organizó en el Teatro Colón.

En resumen, el Festival de Beppu 2003 es un acontecimiento que movilizará, según cálculos, a casi 10.000 personas que acudirán a conciertos, encuentros informales, conferencias, clases magistrales, etcétera. Sus lugares principales son el Centro de Convenciones Especiales de Beppu y el gran teatro de la Prefectura de Oita, el Philharmonia Hall.

Así, desde comienzos del actual, la apertura de este festival contó con un concierto de los Jóvenes Músicos de la Prefectura de Oita, y después con un recital del eminente pianista chino Fou Ts´ong, en la sala principal, que, en los próximos días, ofrecerá "master classes" abiertas al público.

Otra conferencia, seguida de una clase magistral, será ofrecida por el trompetista ruso Sergei Nakariakov en el Philharmonia Hall de la ciudad.

Jóvenes y consagrados

Para este año se prevé, asimismo, la actuación de jóvenes músicos especialmente recomendados por Martha Argerich, como la pianista Polina Leschenko, y habrá un concierto abierto en el que intervendrán niños.

En días sucesivos (lunes, viernes y sábado) se realizarán conciertos sinfónicos que tendrán por protagonistas, respectivamente, a Martha Argerich, el "cellista" Mischa Maisky, la violinista Dora Schwaltzberg y el director Sikyo Kim, al frente de la Orquesta de la Universidad Nacional de Bellas Artes y Música de Tokio. Se interpretará en la ocasión el Triple concierto para piano, violín, violoncelo y orquesta de Beethoven, la "Sinfonía fantástica", de Berlioz, y la Obertura de "I vespri siciliani", de Verdi. El programa se repetirá en las fechas sucesivas. Ello ocurrirá, respectivamente, en el Philharmonia Hall de Beppu, en el Suntory Hall de Tokio y en la Universidad de Bellas Artes y Música de la capital japonesa.

El Festival de Beppu que celebra su quinta edición tuvo honrosísimos antecedentes, explicó a LA NACION la productora del actual festival, la pianista Kyoko Ito, en una visita a Buenos Aires.

"En septiembre del 95 se organizaron preconciertos en esta ciudad, con recitales tan sólo -declaró-, y un año antes el antecedente fue el Festival de Cámara de Tokio, con tres conciertos en tres ciudades: Tokio, Namaguchi y Beppu. Todos ellos con el nombre de Argerich Chamber Musica Festival, en los que la pianista argentina fue su directora honoraria. Esto duró hasta el año 97.

"En noviembre de 1998 se realizó el Primer Festival, al cabo de tres años de cuidadosa preparación, en la primavera del 99 (abril y mayo). Desde este encuentro Juan Manuel Argerich, hermano de la artista, recientemente fallecido en Buenos Aires, que había participado en aspectos organizativos de los primeros festivales, se propuso establecer desde entonces un genuino "puente cultural" entre Japón y la Argentina". En los años sucesivos se realizaron el tercer y cuarto festivales, éste último con intervención de los pianistas Fou Ts´ong, Nelson Freire, Moguilevsky, y los directores Antonio Pappano y Charles Dutoit, entre otros.

"Además del considerable apoyo oficial, Beppu cuenta con un admirable voluntariado de gente joven",según Kyoko Ito. Se ofrecieron conciertos gratuitos para los niños y participaron orquestas de aficionados.

En síntesis, tal como lo dijo la directora del Festival: "Un encuentro de artistas eminentes de nivel mundial para lograr la mayor integración de los jóvenes con la música".

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Espectaculos

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.