Exito sin fronteras

El grupo de adolescentes ofreció quince shows a sala llena en Israel, donde, impulsados por la admiración, sus seguidores han comenzado a estudiar español
Pablo Gorlero
(0)
29 de abril de 2004  

TEL AVIV.- Pasar por una carretera que atraviesa el desierto y toparse con una gigantografía que promociona helados con los rostros de Luisana Lopilato y Camila Bordonaba entre letras hebreas es muy raro. Mucho más escuchar en todos los bares y negocios el tema musical "Bonita de más". El arribo al hotel es más impresionante: decenas de fanáticas invaden sus laterales con pancartas que dicen en clarísimo español desde "Benja te amo" hasta propuestas irreproducibles. Es clarísimo y no hay dudas: Erreway es un verdadero fenómeno aquí.

Llegar a esta ciudad echa por tierra cualquier temor y muestra a los cordiales israelíes en la postal de una ciudad mediterránea donde el sol acaricia y el mar pinta de azul furioso sus gastadas calles pretendidamente modernas. Es la ciudad que el año pasado hizo sentir "Beatles" a los chicos de "Rebelde Way", y lo volvió a hacer este año.

El grupo acaba de finalizar su presentación en Israel luego de quince shows consecutivos en el estadio Nokia, de Tel Aviv, para los que vendieron más de ciento veinte mil entradas (a un promedio de veintidós dólares cada una). Recaudaron un millón y medio de dólares. Es el tramo inicial de una gira que comenzó en América Central y continuará por Rumania, Ucrania y Macedonia. El éxito en la Argentina fue tibio en comparación con el boom que el programa y su desprendimiento musical generan en el exterior. En Israel la tira puede verse a través del Canal 10 y de la señal de cable Fox Kids, donde estará en pantalla hasta octubre, cuando finalice la historia. "«Rebelde Wayª terminó para la Argentina, pero es un fenómeno que todavía nos va a dar satisfacciones por lo menos unos cinco años más. Aún está en el aire con muchísimo éxito en cuarenta países. Fue el mayor éxito juvenil argentino en Israel. Los chicos se identifican con los problemas que expone la tira. A raíz del éxito del programa, los cursos de idioma español están siempre llenos y el amor por la Argentina ha crecido mucho", explica Yair Dori, el socio israelí de Cris Morena en la Argentina y productor de la actual gira de Erreway. Es increíble, pero cierto. Los fanáticos (chicas y chicos de 6 a 25 años) hablan es pañol "a lo indio" y corean las letras de las canciones con absoluto conocimiento de lo que dicen. La revista Pnai Plus ofrece una explicación rigurosa de términos porteños, en tanto que el Dori Group acaba de estrenar un programa en el que Gustavo Bermúdez da clases de español. "Te cantan y te declaran su amor en tu idioma. Es impresionante cómo se saben mis canciones", comenta Piru, emocionado. "A decir verdad, no creí que era para tanto el éxito en Israel. El día que llegué por primera vez y vi a los centenares de chicos y chicas que nos esperaban en el aeropuerto, me puse a llorar como loca", explica Luisana Lopilato que, gracias a su popularidad en Israel, es tapa de muchas revistas, protagonista de tres publicidades televisivas y de varias campañas gráficas.

"No es fácil vivir aquí. A veces, mi mamá no me deja ir al shopping ni viajar en el bus. Hay momentos que es muy peligroso. Y cuando vinieron en Pesaj pareció que todos eran felices y olvidaron de todas las problemas del país" (sic), expresa Shani Galant, una admiradora de Benjamín, en una carta escrita en español.

"Todos los días hay temor por los posibles atentados terroristas. Hay miedo, pero uno ya está acostumbrado. Los chicos viven muy tensionados y estos programas los sacan de esa tensión", explica Pablo Arm, comentarista deportivo y socio minoritario de Dori.

"Los chicos, en Israel, necesitan todo el tiempo un modelo de imitación. Este es un país de inmigrantes que vienen de todo el mundo y no tiene una cultura muy definida. «Rebelde Wayª trajo una forma de vivir, de vestirse y de cantar que está totalmente fuera de tono en Israel, pero es una fantasía a la que los chicos se pueden asir. Nuestros adolescentes siempre necesitan modelos para sentirse parte del mundo occidental. Esto de Erreway es una mezcla de Brooklyn y Boedo", analiza Guga Kogan, un periodista especializado en TV, que escribe sobre telenovelas en la revista Pnai Plus.

El contingente argentino está integrado por cincuenta y nueve personas, entre artistas (también de "Rincón de luz"), músicos, productores y técnicos. El viaje a Israel no fue fácil de resolver. Algunos no quisieron viajar, pero la mayoría no tuvo reparos. Eso es algo que los israelíes agradecen profundamente, ya que unas semanas antes se negaron a pisar su suelo el equipo del Valencia, Arnold Schwarzenegger y Larry King. "Tuvimos una reunión larga para resolverlo porque hay un poco de riesgo. Pero éste es un público al que no podés abandonar", explica Felipe. "Si hay dudas, se disipan cuando llegás, porque asimilás el peligro como ellos", agrega Benjamín. Además, viajaron Georgina Mollo, Jorge Coco Maggio, Jazmín Beccar Varela, Belén Scalella, Juan Manuel Gilera, Fernanda Neil, Francisco Bas, Inés Palombo y Diego García, todos custodiados por más de cien hombres.

Algunos dejaron Israel con una lágrima y con ganas de conocerlo más, ya que la fama no les permitió deambular por sus calles. Mientras tanto, sus discos suenan y sus imágenes permanecen.

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.