Juan Ingaramo: la lengua popular de los ritmos urbanos

Grabaciones
Gabriel Plaza
(0)
2 de noviembre de 2018  

Best Seller: Lengua universal, Fobia; Lo de adentro; Fuego y pasión; El compositor; Ladran; Quererme; Hace calor (Geiser Discos),juan ingaramo

Que suene el ritmo inmoral, el de la gente normal, suena en la calle, el baile, la vida real", canta con suavidad el cordobés Juan Ingaramo sobre una ondulante pista de reggaetón. "Lenguaje universal", la canción que abre su tercer disco, Best seller, es una declaración de principios: el artista revelación del indie reivindica los géneros urbanos que están dominando el mundo. La diferencia con Ingaramo es su originalidad como letrista. A esta lengua popular del reggaetón, el hip hop y el trap le aplica una fuerte dosis de ironía, inteligencia y sensualidad, rodeado de integrantes de esta nueva escena. En la canción "Fobia" participan Dakillah y Ca7riel para construir un bolero futurista llamado "Fobia"; y en "Ladran" Louta y Neopistea surfean sobre una secuencia digital que recuerda a Frank Ocean. Hasta Rodrigo Bueno aparece en el imaginario Ingaramo gracias al cover "Fuego y pasión", que mezcla cuarteto y trap. Con este álbum, el hijo del célebre Mingui Ingaramo, de los Músicos del Centro, está preparado para saltar con sus canciones a la masividad. Aunque todo parece un juego. En "Hace calor", un trap "latino" para rankear al lado de Maluma, canta: "Dicen que no soy el mismo, que esto es puro oportunismo. Quieren que escriba gilada. Puede ser, puede ser..."

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.