La compactera

Richard Strauss. Taficeños. Luminosa. I might be wrong: live recordings.
(0)
9 de diciembre de 2001  

Richard Strauss

Birgit Remmert

Lieder de Richard Strauss. Con Jan Schultsz, en piano (HM).

El lied (canción) alemán alcanzó su cúspide en los inicios del Romanticismo, con la habitual formación de una voz y un piano. Sus influencias llegaron a compositores que vivieron en el siglo XX, como Richard Strauss (1864-1949). Sus lieder representan el último eslabón de esa cadena que tuvo en Schubert y Schumann sus referentes principales, y su carácter idílico dista de la modernidad que se puede apreciar en sus poemas sinfónicos o en sus óperas. Este lanzamiento reúne 21 canciones en la voz de la joven cantante Birgit Remmert. Discutir la autenticidad de su registro de contralto es baladí, pues ante su bello color, su línea de canto y su sobria expresividad, es algo que pasa a segundo plano. Tanto ella como el pianista Jan Schultsz logran muy buenos resultados.

Taficeños

Varios

Zamba del tomero, Amor de enero, Para cantarla mañana, Zamba sola, Cuando muere el angelito y otros (Fundación del Centenario Taficeño).

Cada región tiene sus cadencias folklóricas y sus poetas. El compilado “Taficeños” demuestra que hay una forma de hacer música en Tucumán y, sobre todo, una forma de sentir las zambas, las chacareras y los ritmos andinos en Tafí Viejo. En la ciudad de ingenios azucareros falta el trabajo y sobran los cantores. Este compilado rescata a tres generaciones. Salen a la luz intérpretes increíbles, como el Mono Villafañe, Adriana Tula y Juan Pablo Ance, y autores personales, como el Topo Encinar. Se lucen también Mulalma y Gustavo Molina, además de la potencia de Los Diableros y la reconocible herencia de Jacinto Piedra en Los Musiqueros. Los referentes están presentes en la poesía del todavía oculto Osvaldo “Chichi” Costello y el compositor Rubén Cruz.

Luminosa

Los Músicos del Centro

Horizonte, Caminata nocturna, Blue Miles, Antonio brasilero, Luminosa, Melancolía, Saint Colombo, Los días de ayer, Algo de mí, Cinco esquinas, La nuit, El chamán, Canción de la inocencia, Tango (Melopea).

La cofradía mediterránea que protagonizan Mingui y Juan Carlos Ingaramo es la responsable de este material, grabado con paciencia entre 1995 y 1997, que ahora sale publicado por Melopea. Está presentado en formación de cuarteto, pero hay muchos amigos sumados en torno de esta logia cordobesa. Van de la fusión y los giros del jazz rock a la base pop de “Horizonte”, los pulsos del funk y el soul, la bossa y el samba y una canción que lleva la voz de Lalo de los Santos. También incurren en atmósferas ligeras, aptas para ascensor de hotel cinco estrellas. Pero, en general, es una placa que no adopta los lugares comunes de la época. No es actual, pero elude cualquier moda de corto alcance y hace que valga la pena sumarla a la discoteca de casa.

I might be wrong: live recordings

Radiohead

National anthem, I might be wrong, Morning bell, Like spinning plates, Ideoteque, Everything in its right place, Dollars and cents, True love Waits (Capitol/EMI).

En muchos casos, editar un álbum en vivo es la solución que encuentra un grupo para darle tiempo a la inspiración. No es el caso de Radiohead. Esta es su tercera edición en menos de un año y medio. Y no porque las dos anteriores hayan sido hechas rápidamente: “Kid A” y “Amnesiac” son dos trabajos que abren nuevos caminos para el rock. Aquí, la banda liderada por Thom Yorke quiso demostrar que esos dos discos no son criaturas de estudio. En “I might be wrong” se presentan temas de esos discos grabados en recitales europeos, y son aún más interesantes en vivo. Esa frialdad de espectros que sobrevolaba tanto “Kid A” como “Amnesiac” acá se convierte en la puesta en escena real de las almas de estos músicos, con toda su fragilidad y ternura.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Espectaculos

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.