En el Astral. Luis Aguilé, entre la zarzuela y la nostalgia