¿Se dañó la reputación de Taylor Swift?