El bautismo campestre de la hija de Sol Estevanez y Mariano Uranga

Con cincuenta días de vida, India María tomó su primer sacramento bajo un roble en "Puerta Abierta", el campo de los Uranga, en Open Door
Con cincuenta días de vida, India María tomó su primer sacramento bajo un roble en "Puerta Abierta", el campo de los Uranga, en Open Door Crédito: Matías Salgado
Sofía Kotler
(0)
8 de abril de 2019  • 16:58

Con la maternidad te redescubrís, te encontrás con una parte tuya que ni vos conocías", cuenta emocionada Sol Estevanez (40), mientras sostiene en brazos a su hija, India María, de un mes y medio. El sábado 6 fue el día que eligieron con su marido, Mariano "Nito" Uranga (38), para el bautismo de su primera heredera y todo salió tal como lo planearon. "Fue una jornada perfecta, estuvimos rodeados por nuestras familias y amigos íntimos", dice la actriz. El lugar que eligió con Nito para la ceremonia fue "Puerta Abierta", el campo de los Uranga en Open Door, y el mismo escenario donde se casaron, el 1 de abril de 2017. "Es un lugar mágico para todos nosotros. El campo tiene mucha historia para los Uranga. Por suerte, hasta el buen clima nos acompañó. No podíamos pedir nada más", agrega, contenta.

Un retrato de la actriz y su hija, India María. "Siempre soñé con la maternidad y ser mamá con la persona que amás es una bendición", sostiene Sol Estevanez
Un retrato de la actriz y su hija, India María. "Siempre soñé con la maternidad y ser mamá con la persona que amás es una bendición", sostiene Sol Estevanez Crédito: Matías Salgado

Me encantaría tener más hijos. Si fuera por Nito, tendría otro ya mismo. Pero yo quiero esperar un poquito más
Sol Estevanez

El polista con su hija en brazos
El polista con su hija en brazos Crédito: Matías Salgado

La ceremonia fue oficiada por el padre Mariano, quien conoció a Nito en el Colegio Newman, y contó con la presencia de sesenta invitados. La familia Estevanez dio su presente al completo: tanto el papá de Sol, Enrique, como su mamá, Mónica Cuomo, sus hermanos, Sebastián y Diego, y sus respectivas mujeres, Ivana Saccani, y Jimena Martínez Godoy, asistieron al bautismo y se mostraron cariñosos con la nueva integrante del hogar. "Mis hermanos están enamoradísimos de India, que nos unió a todos de otra manera porque fue una beba muy esperada", confesó Sol.

Del lado de Nito, los Uranga también fueron parte. Los padres del polista, Marcos Uranga y Silvia Rueda, y sus seis hermanos, Valeria, Marcos, Delfín, Paula, Diego y Juan, con sus respectivos, fueron testigos de ingreso del primer sacramento que tomó la nieta (y sobrina) número 24 de la familia.

Bajo el árbol de roble que hay en el jardín del campo familiar, el padre Mariano con los padrinos, Carolina Fiori y Marquitos Uranga, en la ceremonia.
Bajo el árbol de roble que hay en el jardín del campo familiar, el padre Mariano con los padrinos, Carolina Fiori y Marquitos Uranga, en la ceremonia. Crédito: Matías Salgado

Con Nito estamos muy contentos de esta nueva etapa que nos toca vivir. Nos ayudamos un montón entre los dos y aprendemos juntos
Sol Estevanez

Sebastián Estevanez y su mujer Ivana Saccani con India María en brazos.
Sebastián Estevanez y su mujer Ivana Saccani con India María en brazos. Crédito: Matías Salgado

Durante el bautismo, que se realizó debajo de un gran roble, los padrinos de India, Carolina Fiori (es amiga de Sol desde su infancia), y Marquitos Uranga, ahijado de Nito, sostuvieron en brazos a India, que llevó un vestido repleto de historia. "El diseño tiene más de setenta años, está confeccionado en seda y puntilla. Ambos géneros eran parte del vestido de novia de la abuela de Nito, que, después de su casamiento, los usó para confeccionar un modelo con el que bautizó a sus nueve hijas mujeres y que después llevaron las hermanas y las sobrinas de Nito", comenta Sol. Y agrega entre risas: "Queríamos bautizarla en sus primeros meses de vida y, si seguía creciendo, ¡no iba a entrar en el vestido!".

El festejo duró hasta el anochecer y luego de compartir pizzas, helados y tortas, India y sus papás volvieron a su casa, desbordados de felicidad. "Fue un día muy emotivo. Con Nito estamos formando nuestra familia y el bautismo fue el broche de oro de esta primera etapa", concluye la actriz, que ya sueña con volver a trabajar. "Estoy dedicada a la maternidad, pero me encantaría volver a actuar. Me imagino como una mamá canguro, yendo con la beba para todos lados".

Los papás de la homenajeada, el polista Mariano Nito Uranga y Sol Estevanez.
Los papás de la homenajeada, el polista Mariano Nito Uranga y Sol Estevanez. Crédito: Matías Salgado

Nito es un amor, un padrazo. Se ocupa mucho de su hija, no tiene miedo y me ayuda en todo momento
Sol Estevanez

La modelo Ivana Saccani lució un vestido camisero que dejaba sus piernas kilométricas al descubierto.
La modelo Ivana Saccani lució un vestido camisero que dejaba sus piernas kilométricas al descubierto. Crédito: Matías Salgado

Tres generaciones juntas: Quique y Sebastián Estevanez juegan con Valentino, tercer hijo del actor
Tres generaciones juntas: Quique y Sebastián Estevanez juegan con Valentino, tercer hijo del actor Crédito: Matías Salgado

La mamá de Nito, Silvia Rueda, con Moro, uno de sus nietos, que fue bautizado en el mismo lugar el 24 de diciembre pasado.
La mamá de Nito, Silvia Rueda, con Moro, uno de sus nietos, que fue bautizado en el mismo lugar el 24 de diciembre pasado. Crédito: Matías Salgado

Los abuelos Marcos Uranga y Quique Estevanez posan con su nieta.
Los abuelos Marcos Uranga y Quique Estevanez posan con su nieta. Crédito: Matías Salgado

Valeria Uranga y Anushka Elliot con la homenajeada
Valeria Uranga y Anushka Elliot con la homenajeada Crédito: Matías Salgado

Marynes Breña, la mujer de Guillermo Francella, Sol Estevanez y Johanna "Yoyi" Francella.
Marynes Breña, la mujer de Guillermo Francella, Sol Estevanez y Johanna "Yoyi" Francella. Crédito: Matías Salgado

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Espectaculos

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.