El regreso de Ernestina Pais

Luego de tres años de inactividad, vuelve a FM Blue
Alicia Petti
(0)
6 de abril de 2015  

Con 43 años recién cumplidos y 17 de trayectoria radial, tras un break en los medios por razones de salud, Ernestina Pais, conductora y presentadora de radio y TV, creadora junto con Juan Di Natale de la revista Inrockuptibles, ha vuelto hace dos meses al micrófono a través de Blue (FM 100.7). De lunes a viernes, de 10 a 13, acompañada por Luciano Zampa, conduce Mundos paralelos, un espacio que, en el marco de la música que caracteriza a la emisora, con entrevistas, comentarios y temas que van de lo social a lo cultural, sin dejar de lado lo puntual de la actualidad

Ella vive este regreso con mucho entusiasmo y expectativas. Desde que comenzó, en 1998, nunca paró de trabajar hasta llegar a estos tres años de freno obligado. Pasó por Rivadavia, Radio Uno, Radio Provincia, Mitre, Rock & Pop y Metro. "Haber recorrido tantas AM y FM me hizo adquirir experiencia. Trabajé con genios como Carlos Ulanovsky, Jorge Guinzburg, Oscar Raúl Cardozo. Después me tocó encabezar, pero trabajar con ellos fue muy importante. Y me gusta este tipo de radio, que no da lugar a la opinión barata sobre cualquier cosa. Eso tiene mucha importancia, porque en la radio hay mucho panelismo. La gente habla por hablar, sobre vidas de otros, todo se banaliza. Aquí está todo bien organizado para que la música, comentarios y entrevistas tengan el tiempo justo. Y decimos lo realmente importante", advierte.

Desde 2003 está al frente de un programa. Cuando regresó a Blue, lo primero que hizo fue pedir un coconductor. Ella misma pidió que sea Luciano Zampa porque lo escuchaba en la primera mañana y le parecía interesante lo que hacía. "Hoy me siento más humana, digamos. Me pueden pasar cosas, así que quiero a alguien que acompañe. Por otro lado, vengo a disfrutar. No tengo esa cuestión de protagonismo. Luciano es muy sólido, tiene una excelente voz y un excelente timing. Conmigo tenés que estar muy despierto, porque yo te voy tirando cosas y necesito que me devuelvas para volver a tirarte otra. Con él esa dinámica se construyó automáticamente, como si nos conociéramos de toda la vida. Es una cuestión de química, de sentirte en casa. Estamos muy complementados, incluso en los registros vocales", señala Ernestina. Todo se completa con Marina Sturniolo Casas, en coordinación de aire y producción; Luciana Luppo, en producción; Ricardo Brandan, en la operación técnica, y Gonzalo Conti, en la edición.

"Soy una persona a la que le interesa todo, una curiosa por naturaleza. En mis programas, en general, no está la espectacularidad del policial, la sangre, el robo. Me interesan mucho la cultura, los espectáculos, el arte... y una mirada de la actualidad. Quería construir al aire la sensación de que podés hacer algo mejor y que depende de vos. Por eso el título Mundos paralelos. Y todo es una construcción colectiva. Ese mundo paralelo en el que yo quiero vivir es un mundo en el que me preocupo por lo que pasa y trato de hacer algo por mejorar", afirma contundente.

Su inactividad de tres años se debió a un severo ataque de pánico. Ella considera que se hablaron barbaridades al respecto. "Creo que peor que drogarte es hacer televisión durante 18 años seguidos. Es un nivel de adrenalina muy fuerte, que te trae trastornos de ansiedad muy grandes. Yo siempre hacía todo a la vez y, como era una persona con una gran energía, no veía el límite y sumé actividades que otro no hubiera hecho. Aprendí que hay que hacer una cosa por vez. Por eso elegí volver a un medio que me resulta muy amable, que no ejerce un gran nivel de presión sobre mí misma. La radio siempre tiene un rol en la formación cultural colectiva. Uno se puede equivocar, pero tiene que ser serio. Siento que ésa es mi responsabilidad. No se puede improvisar. No bajamos línea. Yo doy información y editorializo sobre alguna cosa, pero no puedo dar mi opinión sobre todo, porque no sé sobre todo."

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.