Ricardo Fort, el parte médico: "No hubo nada turbio, se complicó y tuvo un infarto"

Según el comunicado que leyó su cuñada, Karina, la muerte se produjo por un "paro cardiorrespiratorio asociado a una hemorragia masiva en el estómago"
(0)
25 de noviembre de 2013  • 19:47

Ricardo Fort murió hoy a las 5 de la mañana, tal como confirmó el parte médico enviado por la Clínica La Trinidad, que fue leído por Karina Antoñale, esposa de Eduardo Fort, hermano de Ricardo. Según el comunicado, el millonario se internó el jueves pasado para el tratamiento de la fractura de fémur que sufrió en los Estados Unidos y "fue atendido por un equipo multidisciplinario integrado por traumatólogos, especialistas en tratamiento del dolor e infectólogos". "Se mantuvo clínicamente estable y súbitamente presentó una paro cardiorrespiratorio asociado a una hemorragia masiva en el estómago que produjo su deceso pese a las maniobras de reanimación efectuadas", concluye el parte.

La cuñada de Fort, notablemente conmovida, se tomó un tiempo para hablar con la prensa y aclarar en conferencia las dudas. "Los hijos de Ricky todavía no saben pedimos por favor que no llamen a la casa y por favor pido que no vayan a la casa porque los chicos son grandes y lo pueden ver. Esto lo vamos a tratar con psicólogos y tratar de que los chicos salgan adelante sin su papá", dijo. Consultada sobre quién va a quedarse con la custodia de los mellizos de Fort, Marta y Felipe, Karina fue tajante: "Es algo familiar y privado y se va a resolver como mejor podamos y los chicos quieran".

Además, aseguró que no va a haber velatorio sino una misa para los íntimos y contó que Marta Fort, la madre de Ricardo, se enteró por los medios. "Queríamos que estuviera un médico presente para que la asistiera. Está como una madre puede estar cuando se va un hijo".

Consultada por las razones de la muerte, si hubo algún desencadenante confuso, Karina cortó por lo sano: "No hubo nada ni turbio ni que él tomara otras pastillas ni nada por el estilo. Se complicó y tuvo un infarto".

"Yo hace 23 años que lo conozco a Ricardo y era una persona muy querible. Lo voy a recordar como cuando íbamos en el auto escuchando Valeria Lynch, riendo y cantando", concluyó.

Debido a la sensibilidad del tema, esta nota ha sido cerrada a comentarios.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Espectaculos

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.