Coach en TV y señor del tap

(0)
31 de diciembre de 2009  

Rodrigo Cristófaro es uno de los rostros más familiares del musical argentino. Además de ser un gran bailarín, es uno de los referentes del zapateo americano en la Argentina. Pero su nombre y su rostro comenzó a hacerse popular también a través del segmento "Bailando por un sueño", de ShowMatch, ya que fue el sufrido coach de Marcelo De Bellis. Desde hace tiempo incursionó como coreógrafo y ese es el rol que tiene en Pour la Gallery, en carácter de adjunto de Alejandro Lavallén.

"Es la primera vez que trabajo con Aníbal Pachano y para mí es un placer. La esencia de Bottom Tap es el zapateo americano, que es mi especialidad, y me alegra mucho poder devolverle al grupo su marca. Trabajamos técnicas nuevas con las que hicimos coreografías muy creativas", explica Cristófaro. Además, es el responsable de los números de baile de M’el impostor (con Martín Bossi) –que se estrenará el 7 de enero– y de El pueblo quiere gozar, con Miguel Angel Cherutti, donde comparte la coreografía con Vanesa García Millán.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Espectaculos

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.