La selva, con humor y poesía