Oscurísima hilaridad en un grotesco rural