Un gran espacio para los pequeños

El Centro Cultural del Sur tendrá una programación vespertina para agendar en familia
(0)
3 de mayo de 2003  

"Era necesario que la ciudad de Buenos Aires tuviera un espacio con una actividad integral dedicada al niño y la cultura. Algunos lugares les dedican un lugar, un momento, pero no es integral. Este centro así entendido se inserta en la tradición porteña que cuenta con muchos adultos dedicados a los chicos, con espíritu creador y crítico, pero que trabajan aislados."

Daniel Viola tiene mucha experiencia en la programación de actividades para los niños. Se puede notar su entusiasmo al hablar de la posibilidad de coordinar un espacio exclusivo para los niños, para los intérpretes y para los adultos que se interesan por el tema.

"El lugar es hermoso -afirma-, esa vieja caballeriza, los patios, los árboles, las salas que ya tenemos, se prestan para una serie de actividades simultáneas. De esa manera, la familia puede encontrar diversos intereses que los atraigan: narraciones, espectáculos, talleres para distintas edades y gustos, exposiciones."

"La Secretaría de Cultura del Gobierno de la Ciudad, por medio de la Dirección de Promoción Cultural, subsidiará las actividades y serán gratuitas para todos. Se podrá comprar un bono contribución voluntario para la Asociación de Amigos, pero eso es todo", dice.

A partir de hoy, se inaugura lo que se llama "La tarde de los chicos".

"La idea -dice el coordinador- es que los sábados y domingos, entre las 14 y las 18.30, haya ciclos permanentes para los niños de todas las edades. Por ejemplo, a las 14: Cinerío, proyección de cine infantil. A las 15, Jugueteando, un taller de juegos participativos, a cargo de Miguel Roldán. También habrá circo: Varieté Circense, los sábados, a las 17.30, y los sábados y domingos, a las 16.30, un espectáculo de narración, a cargo de Juana la Rosa, Graciela Dezza y Diana Tarnovski. Simultáneamente, La Calle de los Títeres presentará sus espectáculos y el taller de armado de muñecos."

Paseo de la familia

"Nos gustaría que la familia decida venir, que cada uno encuentre algo que le interese y se quede paseando. Además, buscamos darles el mensaje de que esto es de ellos, con la ambientación, las exposiciones, el patio de esculturas, la biblioteca.

"La profesora Teresa Pagnotta estará presente con su equipo de La Andariega para promover la lectura los domingos, a las 17. El sábado 10 inauguraremos la exposición itinerante de los libros del premio Hans Christian Andersen 1994, con la colaboración del Instituto Pestalozzi y la Secretaría de Cultura.

"Allí hay libros de escritores e ilustradores de 24 países que concursaron, entre ellos, María Elena Walsh y Oscar Rojas por nuestro país. Otra muestra programada es "Lo que el borrador no se robó", actualmente en la Feria del Libro."

Mirada sobre el niño

Para Viola, en esta propuesta el niño no solamente es un destinatario participante, sino alguien a quien se cuida, se mira. Descarta enfáticamente toda actividad organizada con niños como actores o intérpretes. "No es un centro de niños pintores, actores, etcétera. que muestran su trabajo. Aquí los artistas trabajan para ellos", dice el coordinador.

Expresa su confianza en el valor de abrir un espacio donde los adultos compartan su manera de entender o simplemente "mirar" con el arte a las nuevas generaciones: esculturas sobre niños, muestras plásticas o fotográficas con los niños como tema, por ejemplo. "Y queremos armar el espacio de lectura para que padres e hijos se sienten a leer, juntos."

Puede comprenderse que las cosas no se limiten a sábados y domingos. "En la semana se armarán espacios de reflexión para que los adultos espectadores puedan capacitarse para elegir para los niños", concluye.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Espectaculos

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.