Quién quiere ser millonario: la docente jubilada que sorprendió a todos por su conocimiento

Susana atravesó con seguridad los tramos más difíciles del juego.
Susana atravesó con seguridad los tramos más difíciles del juego.
(0)
10 de agosto de 2019  • 00:47

Como le gusta decir a Santiago del Moro, Quién quiere ser millonario es mucho más que un programa de preguntas y respuestas. Las historias de vida, la confraternidad entre participantes y los entrecruzamientos ya son una constante en la cotidianeidad del programa.

Susi en "¿Quién quiere ser millonario?" - Fuente: telefé

01:15
Video

Así fue el caso de Susana Waldmann, quien contó con el comodín de Rosa, una exconcursante. A un mes de cumplir los ochenta años, la participante hizo gala de su pasado como educadora ("Maestra Normal Nacional") para marcarle la cancha al conductor: "Susi no, me dicen Susana". También lo ayudó a pronunciar correctamente las cuatro opciones correspondientes a la pregunta: Qué músico compuso la llamada "Sinfonía del nuevo mundo" (Ravel, Grieg, Debussy o Dvorák).

Con seguridad y conocimiento, Susana contestó sobre política, series de televisión y química, entre muchos otros tópicos particularmente complejos, mientras que con pragmatismo contó que con el premio "quisiera tener algo para terminar la vida bien".

"Debés haber sido brava como maestra", la interpeló Del Moro. Y, por más que ella lo negó, su postura corporal y su semisonrisa mientras lo apuraba para que le diga si las respuestas eran correctas o no, dijeron otra cosa. Y más tarde terminó aclarando: "Fui estricta pero no es una autocrítica, porque los chicos tienen que estudiar, ¿sino qué hacen?".

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Espectaculos

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.