Sebastián Estevanez, sobre quienes critican a la Selección: “Los argentinos estamos locos”

En una entrevista con Susana Giménez, el galán de Golpe al corazón festejó los goles de Messi y recordó un accidente hot que tuvo con Carolina Papaleo
(0)
16 de octubre de 2017  • 00:36

Sebastián Estevanez junto a Susana y Lizy

02:05
Video

En el sketch de La verdulería, el nuevo segmento en el que la diva hace equipo con Lizy Tagliani , el invitado fue Sebastián Estevanez . Muy agradecido con el público que noche a noche lo sigue en Golpe al corazón, el actor se divirtió improvisando con su amiga Susana e incluso con Lizy, a la que le confesó que le hubiera gustado tenerla en la novela, pero que no pudo porque ella “ya estaba contrata por Pol-Ka” (en referencia al personaje que la comediante interpretó en Quiero vivir a tu lado).

Estevanez reveló que comenzó en el universo televisivo siendo utilero y, debido a que parte de su trabajo consistía en manejar un camión, tuvo la posibilidad de debutar en la pantalla chica en un bolo para una novela de Arnaldo André en la que justamente interpretó a un conductor. Atento al entusiasmo de Susana, Sebastián dijo que la comprometía a ella y a Tagliani para que hicieran ambas una participación en la novela. Lizy dijo que le gustaría ser doctora, y Giménez se decantó por ser enfermera porque es “muy buena para dar inyecciones”.

En el tramo final de la entrevista hablaron y festejaron la clasificación de la selección al Mundial de Rusia en 2018. Sebastián confesó que no entiende a las personas que una y otra vez criticaban de mala manera al equipo local. “Los argentinos somos locos”, dijo y aseguró que en la final contra Alemania “el equipo tuvo mala suerte”.

Para despedirse, Susana le preguntó sobre las muchas escenas hot que le tocó protagonizar, y el galán recordó una muy especial que compartió con Carolina Papaleo. Según reveló Estevanéz, en la grabación de Infieles, el hombre vivió un momento en el que por guión debía presionar el pecho de Carolina Papaleo. Ante esa situación él se puso nervioso y por miedo a propasarse con Papaleo (a la que considera su amiga) terminó haciendo fuerza de más y le dejó la zona con los dedos marcados.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Espectaculos

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.